Seleccionar página

Cuando la precariedad se convierte en norma

©/2 Raúl Travé Molero (nuevatribuna.es, 23 de febrero de 2018)

El turismo lleva años, tal vez desde que se convirtió en la niña mimada del Franquismo, en la vanguardia económica de nuestro país. No sólo en lo que a cifras de resultados se refiere, sino también en cuanto a la aplicación de políticas de gestión que luego han sido imitadas por otros sectores. Esto, lamento decirlo, no es precisamente una buena noticia para los trabajadores y trabajadoras.

Hace apenas una semana, el sindicato Comisiones Obreras (CCOO) publicaba un informe sobre la actividad turística y el empleo. El subtítulo era una apuesta por el empleo decente y el turismo socialmente responsable. Ahora bien, cuando las reivindicaciones sindicales acaban limitándose al mantenimiento de la decencia del empleo, puede ser que partamos de una situación con poco margen… para empeorar.

Como en el resto de la economía española, parece que las cifras macro van por un lado y las condiciones de vida de la mayoría por otro. Unos hacen las cifras mientras otros las sufren, podríamos imaginar.

Por un lado, vemos que el PIB turístico ha crecido un 4,4% durante el último año, llegando a los 134 mil millones de euros tras un crecimiento del 3,66% en el número de viajeros y un 2,68% en las pernoctaciones. El sector ya representa un 11,5% del PIB total. Con estas cifras no es de extrañar que los ingresos por turistas extranjeros hayan sumado alrededor de 87.000 millones de euros en 2017, un 12,9% más que en 2016.

A nivel empresarial, la Tarifa Media Diaria (ADR) del sector hotelero ha crecido un 6,4% durante el último año, mientras que el indicador de rentabilidad RevPar (el ingreso por habitación disponible) se ha disparado un 9,41%.

Si ampliamos el foco, desde 2008 el número de visitantes ha crecido un 24,7%, las pernoctaciones un 26,62%, el número de plazas hoteleras un 9,86% y el RevPar un 36,83% de media.

Por otro lado, sin embargo, el empleo sólo ha crecido un 5,61% en la última década. Esta cifra nos obliga a poner dos cuestiones -por todos sabidas pero que intentan disimularse- sobre la mesa: que el sector turístico español basa su rentabilidad en la explotación intensiva de la mano de obra, y que esta explotación cobra forma también en el ámbito de la economía sumergida.

La precariedad, la temporalidad, la falta de derechos o la imposibilidad real de reclamarlos se han convertido en lo normal, como lo ilustra el hecho de que el 97% de los contratos firmados en el sector turístico durante 2017 hayan sido de carácter temporal -casi la mitad de los mismos llegaron al extremo de ser de menos de dos semanas-. Las reformas laborales de 2010 y 2012 han permitido destruir empleo estable y sustituirlo por trabajadores temporales, a tiempo parcial y con salarios más bajos. El reino de la precariedad tiene uno de sus hitos en unas prácticas laborales fraudulentas –ocupando puestos estructurales, sin tutorización y en muchos casos no remuneradas– que juegan con las esperanzas y la necesidad de los más jóvenes.

El informe de CCOO señala, con mucho acierto, que no hay turismo sostenible si no es un turismo de calidad en todos sus ámbitos, y el trabajo decente es su pieza central. Podríamos añadir que, sin un reparto equilibrado de los beneficios y los perjuicios, toda industria adquiere tintes extractivistas y neocoloniales que inevitablemente acarrean una percepción social negativa. En el caso del turismo, si no se toman medidas que corrijan esta tendencia –no sólo en el plano laboral, aunque este sea el más urgente– no podremos extrañarnos de la aparición de fenómenos de contestación social.

Quizá, siendo optimistas, la imitación en este caso podría ser positiva y ayudar a atajar la precarización de todos los sectores productivos de nuestra economía.

*Publicado originalmente en www.nuevatribuna.es

CULTURDES en el II Congreso Internacional de Sociología y Antropología del Turismo

CULTURDES ha tenido una amplia representación en el II Congreso Internacional de Sociología y Antropología del Turismo que se ha celebrado en la Universidad de Alicante los días 1 y 2 de marzo de 2018.

El profesor Dr. Antonio Miguel Nogués ha formado parte del comité organizador del Congreso y ha coordinado, junto con el profesor Dr. Raúl Travé Molero (The Ostelea – School of Tourism & Hospitality) el grupo de trabajo “Teoría y metodología de la investigación social aplicada al turismo“. Así mismo, el profesor Dr. Daniel Carmona Zubiri ha participado como coordinador en el grupo “Turismo y patrimonio cultural“.

Hemos presentado sendas investigaciones en forma de comunicaciones:

Participación en el 8º Colóquio Internacional Filosofia e Ficção: Tenda dos milagres: saberes na diferença

La investigadora predoctoral Mercedes Durá Lizán ha moderado la mesa “Diálogos interdisciplinares” en el 8º Colóquio Internacional Filosofia e Ficção: Tenda dos milagres: saberes na diferença organizado por el Departamento de Letras e Artes de la Universidade Estadual de Santa Cruz (Ilheus-Bahia-Brasil) y celebrado del 6 al 8 de noviembre de 2017.

En dicha mesa ha presentado la comunicación Identidades territoriais nas redes sociais e WhatsApp: análise de conteúdo, sobre como el diálogo que se produce a través de Facebook y WhatsApp participa del proceso de consolidación de los imaginarios locales, reforzando las identidades locales en contextos turísticos.

 

 

 

 

Workshop Etnográfico «Património ao desafio»

Taller sobre investigaciones etnográficas en patrimonio cultural – CRIA – FCSH – Lisboa

El investigador predoctoral José Martínez Jurado participa en el Workshop Etnográfico «Património ao desafio», organizado por el CRIA – Centro em Rede de Investigação em Antropologia en la Faculdade de ciências sociais e humanas de la Universidade Nova de Lisboa. El taller cuenta con la participación de prestigiosos investigadores Maria Cardeira da Silva (CRIA/NOVA FCSH), Cyril Isnart (IDEMEC/CRIA) y Marta Prista (CRIA/NOVA FCSH).

Porque el Patrimonio nos invita a mirar lo que exhibe, descuidamos muchas veces todo aquello que, al mismo tiempo, oculta. Y aun el interés académico que ha recibido en los últimos años parece sucumbir a su poder de atracción. Este breve taller pretende retomar, desde cero, cuestiones que dejamos de plantear cuando trabajamos sobre el Patrimonio. Las primeras cuestiones serán lanzadas sobre la base de breves episodios de estudios etnográficos en curso, cuyos autores, aunque reconocen la elocuencia de sus objetos, no quieren rehenes de su opacidad.

 

 

 

 

Nueva doctora: Dra. Cristina Soler García

Tesis Cristina SolerLa investigadora de Culturdes, Dra Cristina Soler García, ha defendido brillantemente su tesis doctoral titulada: «El uso de la cultura como recurso para el desarrollo: una mirada etnográfica al arte indígena de Tigua en Ecuador», obteniendo la calificación de sobresaliente con mención europea. La tesis ha estado dirigida por el profesor Dr. Antonio Miguel Nogués Pedregal.

El tribunal estuvo presidido por el prof. Dr. Jeremy MacClancy (Universidad Oxford-Brookes), y el prof. Dr. Daniel Carmona Zubiri (Universitas Miguel Hernández dad) que actuó de secretario; los vocales fueron los profesores doctores Agustín Santana Talavera (Universidad de la Laguna), Marta Prista (Centro em Rede de Investigação em Antropologia – CRIA en Lisboa) y Raúl Travé Molero (Ostelea School of Tourism & Hospitality – Madrid).

Resumen: Esta tesis doctoral es una etnografía sobre las relaciones entre las ideas Cultura, Patrimonio y Desarrollo en Ecuador. En nuestro estudio etnográfico estas relaciones se materializan y ponen en escena a través de la patrimonialización y uso de elementos culturales (iconografías) de los pueblos aborígenes de Ecuador para la innovación del sector artesanal contemporáneo como parte de un proyecto de desarrollo. Así, desde la consideración del Patrimonio como un campo — en el sentido de Pierre Bourdieu — se estudian los intereses y posiciones del conjunto de agentes nacionales (instituciones públicas, entidades no gubernamentales y grupos étnicos) e internacionales (organismos de la cooperación internacional) que concurren en esta iniciativa en este país andino. El análisis explica cómo se concretan esas ideas abstractas de Cultura y Patrimonio en conceptos operativos para la idea Desarrollo y evidencia la artificiosidad del proceso de creación patrimonial. Otro aporte fundamental de esta perspectiva es que permite la aproximación a las prácticas de apropiación que realizan los actores sociales, concretamente las relacionadas con el grupo de artistas indígenas del área de Tigua, en la Sierra centro de Ecuador, populares por la elaboración de pinturas y otras artesanías orientadas en la actualidad a la venta al foráneo.
El análisis de las prácticas de resignificación, uso y legitimación que de esos elementos patrimoniales hacen estos artistas indígenas, muestra cómo se produce la construcción de la idea Autenticidad y cómo el mercado turístico no solo está presente, sino que se convierte en un mediador de significados que deviene en la idea Identidad. Finalmente, las descripciones etnográficas de estas prácticas de apropiación conduce hacia el interés principal de esta tesis: el estudio de los procesos de construcción de sentido que garantizan la continuidad entre las representaciones de la memoria de un grupo a través del recurso patrimonial, sus necesidades en el presente y sus aspiraciones en el futuro. Así, el concepto de Pierre Bourdieu de campo aplicado al Patrimonio no solo esclarece la red de relaciones en torno a la creación y administración de este, sino que muestra cómo el uso de lo cultural se utiliza como recurso en la disputa simbólica sobre el modelo de sociedad, la visión del mundo y de nosotros mismos.
.